Cómo contribuye la ingeniería agronómica al desarrollo sostenible

Escrito en .

Cómo contribuye la ingeniería agronómica al desarrollo sostenible

El Día Mundial de la Ingeniería se celebra cada 4 de marzo y brinda la oportunidad de reconocer los logros alcanzados gracias a la ingeniería y a los ingenieros para un desarrollo sostenible del planeta.

La Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible, firmada en 2015 por los jefes de Estado y de Gobierno de los países miembros de Naciones Unidas, representa el compromiso internacional para hacer frente a los retos sociales, económicos y medioambientales de la globalización de forma sostenible, y los ingenieros, gracias a su conocimiento científico y experiencia, son claves para convertir las ideas innovadoras en proyectos de sostenibilidad.

Para ello, se han establecido 17 objetivos, los conocidos ODS -Objetivos de Desarrollo Sostenible, diseñados para acabar con la pobreza, proteger el planeta y garantizar la paz y la prosperidad.

En el ámbito de la agronomía, la ingeniería ha contribuido a mejorar nuestra capacidad de producir alimentos de forma cada vez más respetuosa con el medioambiente y los recursos naturales.



¿Cómo contribuyen los ingenieros agrónomos al desarrollo sostenible?

La ingeniería agronómica ha jugado y juega un papel esencial para alcanzar los objetivos de desarrollo sostenibles. Veamos algunos ejemplos:



Fin de la pobreza (ODS 1)

Gracias a la ingeniería (construcción de carreteras, vías férreas, telecomunicaciones, etc.) se impulsa el crecimiento económico y se alivia la pobreza.

En nuestro ámbito profesional, no cabe duda de que el patrimonio viario (vías pecuarias, caminos rurales, pistas forestales, vías verdes, etc.) es vital para el desarrollo rural, la diversificación económica, la cohesión social y territorial, la fijación de la población al territorio, la lucha contra la despoblación y la sostenibilidad ambiental.

En España, hay más de 6.800 municipios con menos de 5.000 habitantes que concentran 6 millones de personas. En municipios de menos de 1.000 habitantes, la despoblación supera el 80 %. Los caminos rurales son fundamentales para el acceso a los servicios básicos de salud y educación, así como para las explotaciones agrícolas y ganaderas, muchas situadas en lugares montañosos y semidesérticos.

Los ingenieros agrónomos tenemos todos estos detalles en cuenta a la hora de planificar, diseñar, construir y conservar estas infraestructuras rurales, procesos en los que la cuestión medioambiental también tiene un peso importante.



camino rural 967



Hambre cero (ODS 2)

La ingeniería, en general, y la agronómica, en particular, también está muy vinculada al diseño y desarrollo de maquinaria agrícola y otras herramientas tecnológicas para la producción de alimentos, por lo que contribuye a la seguridad alimentaria.

Las innovaciones continuas (geo localizadores, GPS, sensores, drones, etc.) mejoran la aplicación de fertilizantes y otros insumos agrícolas, detectan las necesidades de agua exactas de cada parcela, el estado fitosanitario de los cultivos en cada momento, el monitoreo del clima, etc.

Con estas innovaciones no solo se ha conseguido mejorar la producción de alimentos, sino que también se ha conseguido un uso más eficiente y sostenible de los recursos.

En este apartado, podemos recordar nuestra participación en el grupo operativo PhytoDron, cuyo objetivo es impulsar el uso de drones como herramienta segura para la realización de aplicaciones de tratamientos fitosanitarios, buscando avanzar en su marco regulatorio y su equiparación a las aplicaciones terrestres convencionales.

El G.O. PhytoDron se plantea un estudio multidisciplinar detallado, con representantes de todas las ramas empresariales y centros de investigación involucrados, en el que se evaluarán datos relativos a la seguridad de las aplicaciones tanto para las personas como para el medio ambiente, y otros aspectos como la calidad y eficacia de las aplicaciones, así como datos económicos y regulatorios.



Si quieres saber un poco más sobre este proyecto puedes consultar este artículo de nuestra página web: El Colegio de Agrónomos participa en el proyecto PhytoDron, que estudiará la seguridad de las aplicaciones de fitosanitarios con drones



Además, la labor de asociaciones como Agrónomos Sin Fronteras, con la que colabora el Colegio, es primordial. Agrónomos Sin Fronteras, a través de sus distintos proyectos de cooperación en Tanzania, ha formado a más de 6.000 agricultores en técnicas agrícolas, nuevos cultivos y conocimiento de los mercados, así como ha contribuido a la promoción de las comunidades, el asociacionismo agrario, con el que aumenta la resiliencia de los agricultores ante las crisis alimentarias, protegiendo sus medios de vida y aumentando su productividad agrícola y su acceso a los mercados para comercializar sus productos.



balsa2 agronomoscentroycanarias967


 

Agua limpia y saneamiento (ODS 6)

Se necesita una intervención urgente en este aspecto ya que, a pesar de los avances, más de mil millones de personas carecen de acceso a agua limpia y dos mil millones todavía carecen de acceso a saneamiento básico, según el informe “Ingeniería para el desarrollo sostenible” de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura.

Los ingenieros agrónomos también estamos preparados para abordar este desafío. El agua, en el sector agroalimentario, es un recurso natural esencial en el sector agroalimentario, tanto para la producción de las materias primas como para su transformación, recuerda Gabriel Mesquida, coordinador del Grupo de Trabajo del Agua del Colegio.

“Su empleo y consumo en la agricultura, ganadería e industria tiene una consecuencia de la contaminación del agua en productos más o menos problemáticos como purines, alpechines o aguas con altos contenidos en sales o materias orgánicas”, señala.

Los ingenieros agrónomos mediante proyectos y recomendaciones de prácticas y manejo de las explotaciones, y en base a indicadores ambientales objetivos, conseguimos mejoras medioambientales, disminución de consumos y que los efluentes no sean contaminantes.

Redes de riego bien calculadas, con dotaciones de agua optimizadas con sensores, y otras infraestructuras (como balsas y pequeñas presas), manejo de explotaciones ganaderas, empleo de balsas, reutilización de aguas (y conservación de energía), filtros verdes para tratamiento de agua, etc. son tareas que los ingenieros agrónomos ejecutamos.



Energía asequible y no contaminante (ODS 7)

Gracias al carácter multidisciplinar de la profesión, los ingenieros agrónomos también participamos en el desarrollo e implantación de energías renovables. En el ámbito de la energía solar, por ejemplo, las actuaciones de los ingenieros agrónomos están relacionadas con la realización de proyectos, la dirección técnica, las tareas propias de los técnicos comerciales, director comercial o gerente, entre otras.

En el artículo “El Sol, una fuente de energía limpia y rentable” (PDF) de nuestra revista Mundo del Agrónomo (1) hablamos de nuestra actuación en este ámbito.

 

energía renovable

 

Producción y consumo responsable (ODS 12)

Según el informe “Ingeniería para el desarrollo sostenible”, las innovaciones de ingeniería apoyan la gestión de recursos y el consumo responsable a través de la “economía circular”, donde los resultados y productos pueden volverse insumos en otros procesos y productos. Y no podemos estar más de acuerdo.

El proyecto Ammonia Trapping, por ejemplo, en el que están involucrados algunos compañeros, consiste en el desarrollo de una membrana con la capacidad de atrapar las moléculas de gas de amoniaco (NH3) liberadas a la atmósfera. Tras este proceso, el amoniaco resultante es transformado en sal de amonio, un fertilizante de gran valor agronómico y económico.

También hemos conseguido transformar residuos procedentes de la actividad agraria o agroindustrial en biomasa para producir energía con un claro impacto ambiental menor. Si bien el diseño y construcción de la central puede no ser nuestra competencia directa, la parte más compleja de estos proyectos es garantizar el suministro de la biomasa.

Los ingenieros agrónomos somos profesionales cualificados para diseñar la gestión y logística del residuo agrícola o industrial, y la implantación, manejo y logística de los cultivos energéticos.

Hablamos sobre este tema en Mundo del Agrónomo 11: “El ingeniero agrónomo y la biomasa: los cultivos energéticos” (PDF).




Imprimir

Utilizamos cookies propias y de terceros para ayudarnos a hacer este sitio web mejor. Para obtener más información sobre las cookies, puede consultar en el siguiente enlace. politica de privacidad y cookies.

  Acepto las cookies de este sitio.
EU Cookie Directive plugin by www.channeldigital.co.uk